ENTREVISTA: ESTELA MILO

En Hidalgo, solamente existen dos médicos fetales encargándose del diagnóstico prenatal, una de ellas es Estela Milo, a quién le hicimos unas preguntas para saber más sobre esta profesión que muchas mujeres desconocen y que es de suma importancia para
tratar enfermedades que aparecen durante el embarazo o bien, para prevenirlas.
1. Cuéntanos un poco lo que haces, ¿qué hace un médico materno fetal?
La Medicina Materno Fetal es una subespecialidad de la Ginecología y Obstetricia, que se encarga por un lado, en el aspecto “Materno”, de la valoración de pacientes embarazadas con enfermedades preexistentes al embarazo, enfermedades que aparecen durante el embarazo, así como del estudio, predicción, prevención de enfermedades
frecuentes en nuestro medio, y que ponen en riesgo la vida de mujeres y sus hijos en la etapa perinatal, es decir, en el embarazo y nacimiento, como lo son las enfermedades plancentarias, como ejemplo preeclampsia, restricción en
el crecimiento intrauterino y el parto pretérmino. En el aspecto “fetal”, vemos al feto como paciente, nos encargamos de identificar oportunamente y dar seguimiento a enfermedades que puede presentar el feto, desde
malformaciones hasta alteraciones del crecimiento, entre otros, dando asesoría a las familias y a los médicos que llevan el control de estas madres, con la finalidad de conocer un pronóstico, preparar a las familias para el nacimiento, y así también orientar sobre la recurrencia de algunas enfermedades genéticas que pudieran presentarse.
2. ¿Qué es lo más apasionante de tu labor, lo que te da más satisfacción?
Ayudar a prevenir muertes maternas, que en nuestro país así como en muchos países en desarrollo, es uno de los principales problemas de salud pública. Ayudar a tener mujeres informadas y conscientes de su salud. Y ayudar a
nacer niños en las mejores condiciones posibles, para que puedan tener una vida plena.
3. ¿A qué crees que se deba que haya pocas mujeres en Hidalgo dedicadas a la medicina fetal?
Por el momento, somos dos médicos fetales en Hidalgo dedicándonos al diagnóstico prenatal, la Dra. Rosario Arechiga y yo. En general somos pocos Médicos Materno Fetales en la República Mexicana, esto debido a que
requiere de más tiempo de estudio, más allá de una especialidad. Además de ser un poco complicado ya que la especialidad en Medicina Materno Fetal se estudia en Hospitales de las ciudades más grandes, como lo es CdMx, en
mi caso realicé mi formación tanto de Obstetra como de Medicina Materno Fetal en Instituto Nacional de Perinatología que es el hospital de tercer nivel más importante en nuestro país al cuidado del mujeres con embarazos de alto riesgo, y posteriormente realicé Formación Avanzada en Medicina Fetal en Hospital Materno Infantil Vall d´Hebron, Barcelona, España, en el área de defectos congénitos, embarazo gemelar complicado y cirugía fetal. Todo
esto conlleva tiempo, dedicación, concentración, esfuerzo y sacrificio.
4. Dentro de tu profesión, ¿crees que exista la discriminación por género? ¿Has vivido alguna situación en la que por ser mujer tengas menos oportunidades que un hombre?
Discriminación por género, no. Machismo, claro día a día en una sociedad como en la que vivimos. Pero en mi profesión cada vez hay más mujeres, de hecho podría decir que la cantidad de mujeres supera a la de los hombres en
las escuelas de medicina, así como en las especialidades. Personalmente no he tenido menos oportunidades que un hombre, al contrario, simplemente porque lo que se tiene es resultado de trabajo, todo lo que tengo y hasta donde he llegado considero es gracias a esfuerzo, perseverancia y amor a mi profesión, y eso se logra ya seas hombre o mujer, todo es cuestión de empeño.
5. ¿Qué haces, además de tu trabajo, para crecer personalmente?
Algo que me hace crecer es informar y educar, por lo que en mis ratos libres, más allá de la consulta, me dedico a capacitar en temas de salud, dirigido a mujeres sobre todo en edad reproductiva, para poder impactar de manera
positiva, y así lograr que las mujeres puedan tomar decisiones sobre su cuerpo y salud, además de poder exigir lo que es mejor para ellas.
De igual manera me gusta capacitar médicos en contacto con embarazadas en cuestión de prevención de enfermedades e intervenciones con un impacto sustancial que contribuyan a mejorar los resultados positivos para el
nacimiento.
6. ¿Qué consejo le darías a las mujeres jóvenes para encontrar su talento y perseguir sus sueños?
Que no se detengan, que lleguen hasta donde sueñen. Si no tienen la información suficiente sobre algo que quieran lograr, las invito a que se acerquen y pregunten. Los límites solo están en nuestra cabeza. Nunca dejen de interrogar los diferentes aspectos de la vida diaria. Que estudien y se informen de todo lo que las rodea.